About

Hola, soy Alma :)

Antes que nada, soy una pecadora, salvada por la gracia de Dios. Él tuvo misericordia de mi (y de ti) y envío a Su Hijo a pagar por mis pecados….

Pero Dios demuestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros.
Romanos 5:8

¿Por qué mi blog se llama así? Porque es lo que el Señor ha derramado sobre mi vida. Sólo eso; Cascadas de Misericordia cada día; Me amó de tal manera a mí (y al mundo) que dio a Su único Hijo para que no perdiera sino para darme vida eterna. Él pagó mi deuda por mi pecado, me compró con Su sangre preciosa. Y de verdad me redimió de mi vana manera de vivir.

“Porque de tal manera amó Dios al mundo, que dio a su Hijo unigénito para que todo aquel que crea en Él, no se pierda, mas tenga vida eterna.”
Juan 3:16

Él sólo me ha dado bendición tras bendición. Me ha dado paz, me ha hecho libre, y me ha dado una esperanza eterna. Y a pesar de todo lo que soy, Él ha empezado Su obra en mí, y jamás la abandonará ni desamparará. El camino ha sido duro muchas veces, y sé que la prueba de mi fe continuará, pero Él siempre ha demostrado ser suficiente y es mi anhelo aprender a amarlo cada día más con todo mi corazón, mi mente y fuerza para que aunque probada por fuego sea hallada que resulta en alabanza, gloria y honor en la revelación de Jesucristo…

Y que a lo largo de mi vida pueda compartir las buenas nuevas de salvación en donde el Señor decida ponerme; y que pueda ser fiel en donde esté.

¡Cascadas de Misericordia! Y lo mejor, es que Él, Jesucristo; quien estuvo dispuesto a pagar mi pena por mi pecado, está vivo y sé que volverá; ¡Yo veré al Rey en Su hermosura!

En esto consiste el amor: no en que nosotros hayamos amado a Dios, sino en que El nos amó a nosotros y envió a su Hijo como propiciación por nuestros pecados.
1 Juan 4:10

Black & White 100%

Black & White 100%

Pero de ninguna manera estimo mi vida como valiosa para mí mismo, a fin de terminar mi carrera y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar testimonio solamente del evangelio de la gracia de Dios.

Hechos 20:24